Carolina Marín: La leyenda del deporte español

 

Nuestra campeona olímpica se enfrenta a un obstáculo conocido: el ligamento cruzado anterior de la rodilla. Carolina, estrella del bádminton, es una de las referentes del deporte mundial.

 

Ha hecho historia en el bádminton español al ser la primera en ganarlo todo y también es
leyenda a nivel mundial: Carolina Marín (Huelva, 1993) es la única jugadora en ganar 3
mundiales desde que comenzó el formato en 1977, acumula 5 Europeos consecutivos y
consiguió la medalla olímpica de oro en la edición de Río de Janeiro en 2016.

Una inesperada lesión ha frenado los sueños de la onubense, pero no los ha eliminado.
Conseguirá volver y lo hará aún más fuerte; ya lo ha demostrado anteriormente. En 2019,
en la final del Masters de Indonesia, el ligamento cruzado anterior de su rodilla derecha dijo “basta”. Los gestos de dolor y las lágrimas rompieron el corazón de todos.

Tras meses de sacrificio y esfuerzo, la dura recuperación de Carolina vio la luz ocho meses después, recuperando su mejor nivel en 2021, con 4 títulos en 5 finales.

Levantar su quinto Campeonato de Europa consecutivo, lo que ninguna otra jugadora había conseguido nunca, fue el broche de oro previo a la cita más importante del mundo. Su sueño estaba cada vez más cerca: ser la única en revalidar el oro olímpico de bádminton, lo que le acercaría a su objetivo más ambicioso, ser la mejor de la historia.

Unas molestias en su rodilla izquierda mientras entrenaba le hicieron temer lo peor. Las
pruebas posteriores lo confirmaron: el ligamento cruzado anterior y los dos meniscos de la rodilla izquierda estaban afectados. Tenía que operarse.

Tras pasar por quirófano, la campeona explicó en un mensaje que la operación había ido
“mejor de lo esperado” y mandó ánimo “a todas las personas que han pasado por esta
lesión”, para concluir que volverá “más fuerte”. Algo que, sin duda, conseguirá.

Su larga trayectoria ha estado repleta de éxitos. Carolina probó el bádminton a los 8 años,
cuando una amiga le propuso ir a jugar. Entonces, era un deporte del que ni siquiera había
oído hablar. El resto es historia.

Cuando cumplió 12 años dejó a un lado el flamenco, su otra gran pasión desde la infancia, y a los 14 se fue a vivir al Centro de Alto Rendimiento de Madrid para centrarse exclusivamente en el deporte. Tenía solo 16 años cuando consiguió la medalla de plata en el Campeonato de Europa sub-19, y el oro en la edición sub-17 de ese mismo año. A los 18 fue campeona de Europa juvenil. Desde entonces, su carrera ha estado plagada de éxitos y logros, convirtiéndose además en una de las voces del deporte español y mundial más importantes, siendo una de las referentes de las próximas generaciones de deportistas.

“Caro”, como la llaman de forma cariñosa sus compañeros del equipo nacional, ha recibido premios y galardones como la Medalla de Oro de la Real Orden del Mérito Deportivo (2016) o el Premio Nacional del Deporte Reina Sofía a la mejor deportista española (2014).

Su juego se caracteriza por una gran habilidad técnico-táctica y su capacidad de ataque y
anticipación a su contrincante. Domina la pista. Su lema “Puedo porque pienso que puedo”, convertido en libro, es reflejo de una carrera llena de logros y superaciones deportivas y personales.

Referente, leyenda y ejemplo para todos. ¡Volverás con más fuerza, Carolina!

Ir arriba